mundodeldiseño-ayc-agosto2015

mundodeldiseño-ayc-agosto2015

El mobiliario utilizado para las diferentes áreas de una residencia puede variar su efecto dependiendo del fondo visual de cada conjunto de muebles. El fondo visual juega un papel importante en la expresión del mueble seleccionado para determinada área. Dicho fondo puede lograr que los muebles resalten positivamente, haciéndolos lucir más atractivos. Por lo contrario, un fondo inadecuado puede competir con el mueble y quitarle protagonismo.
La composición del mueble con su fondo debe lograr un balance entre la cantidad de drama que pueda producir el fondo y el tipo de ambientación deseada para el área. El color expresado en el fondo visual del mobiliario será el complemento del mueble para lograr establecer un ambiente sereno o dramático, basado en cada objetivo en particular.
Por ejemplo, para el mobiliario de habitaciones, el uso de algún color en la gama de los azules o con tonalidades derivadas, ayudará a brindar la serenidad adecuada para un área de descanso. Un color de intensidad definida hasta un posible tono oscuro, puede utilizarse en todas las paredes de una habitación, preferiblemente cuando el tono del mobiliario es blanco, al igual que en tonalidades de maderas claras. Un factor importante a considerarse son los gustos y las preferencias de la persona que ocupe la habitación. Deben analizarse las diferentes intensidades del color seleccionado basado en la tolerancia de cada persona, con el propósito de lograr la mejor opción de color y tono que sirva complemento a las texturas y el acabado de los muebles.

Para el mobiliario de madera de tonalidad intermedia, los colores suaves en las paredes y tapizados logran resaltar las fibras de la madera, llevando al mobiliario a un primer plano visual de atención. Por otro lado, en diseños de interiores modernos donde el mobiliario es simple y lineal, los fondos de contrastes cálidos le añaden drama y color a la neutralidad de los metales, el acrílico o el cristal.

Además de color, a las paredes pueden aplicarse materiales con texturas y relieves como también algún recubrimiento de pared con diseños que añadan color y movimiento a la composición del mobiliario.
En ocasiones, un determinado estilo de mobiliario puede sugerir algunos colores relacionados específicos, basado en la ambientación de su época.
Una de las últimas tendencias en los estilos de decoración ecléctica, en la que se mezclan estilos clásicos con estilos modernos, ha llevado al uso de colores y estampados modernos aplicados a muebles tradicionales. De igual forma, se pueden observar recubrimientos de paredes de estilos clásicos utilizados para un mobiliario moderno, buscando un balance de expresión entre el pasado y el presente.
Si el mobiliario dispone de muchos detalles en su diseño, es preferible que el fondo de la pared sea lo más simple posible. Tengamos presente que el fondo visual de un mueble es el equivalente al lienzo de una pintura, en el cual se desarrolla la composición decorativa con el mobiliario.

Artículos relacionados