Museo_Soumaya-Photo-by-Yannick-Wegner

Por lo general, el contenido interior de los museos es sinónimo de historia, cultura, arte… Pero este museo no solo es importante por sus colecciones, sino que incluso desde su exterior es protagonista de una trasformación urbana de la zona donde está ubicado.

Se trata del Museo Soumaya, el cual forma parte de un desarrollo urbano de uso mixto localizado en el borde del distrito de Polanco, una de las zonas con mayor desarrollo cultural y comercial de la Ciudad de México. El área es una antigua zona industrial de la década de los años 40 que hoy muestra un gran potencial comercial.

Así es como el Museo Soumaya, de la firma FR-EE Architects del arquitecto Fernando Romero, juega un papel muy importante en la trasformación de la zona y la creación de la nueva identidad de esta.

El edificio es escultórico y contemporáneo, con una morfología de vanguardia única y forma asimétrica orgánica. Sin duda, la moderna y llamativa estructura define un nuevo paradigma en la historia de la arquitectura mexicana. Está compuesto por 28 columnas de acero curvado de diferentes diámetros, cada uno con su propia geometría y forma, y en cada nivel hay siete anillos que proporcionan el sistema que cubre la estructura y garantiza su estabilidad. Por su parte, la fachada la conforman 16,000 módulos hexagonales de aluminio.
En su interior, el museo alberga la segunda colección más amplia de esculturas de Rodin, además de varios autores de literatura medieval y renacentista, al igual que el trabajo de diversos pintores impresionistas. Esta se encuentra en un espacio de exposición permanente distribuido en seis niveles. El lugar también cuenta con un auditorio, zonas de ocio, biblioteca, tienda, restaurante y cafetería, entre otras áreas.

Artículos relacionados